domingo, 11 de enero de 2009

YO TAMBIÉN ME VOY, ALEJANDRA...

 
 
Me he pasado la vida perdonando, pero quien me perdonará a mí mis pecados?
El pecado de amarte, sin poder tener tus brazos, el pecado de la inmortalidad de mi amor, sin esperar nada a cambio.
¿Quién me perdonará a mí, por haberte amado hasta el fin de mis días? Por haber llevado conmigo tu imagen perfecta, con el paso de los años?.
¿Quién hará eso por mí, eh?
¿Quién me perdonará, por necesitarte tanto, por no poder sustituirte por nadie nuevo, ni con el vivir del tiempo?.
¿Es que alguien sabrá lo suficiente, como para entender lo que me está pasando?.
Y ese alguien, ¿acariciará mi corazón, cuando esté enfermo?. ¿Lo sostendrá como cuando lo tenías tú entre tus manos?.
Dime, quién… ¿Quién entenderá que yo, ya me esté muriendo?.
 

8 comentarios:

Elisa dijo...

Yo te perdono, y aunque no pueda sostener tu corazón entre mis manos, te cuento que yo un día sentí que mi corazón estaba desangrado. te propongo que escogas una estación del año. Una estación para decir adios viendo las hojas caer del otoño, las flores que renacen en la primavera, una larga y dura nevada..., amaneceres en la playa, y piensa que el tiempo lo cura todo. Que todo vuelve, y que eres fuerte para hacerlo.

Animo
Eli

€_r_i_K dijo...

Sea, ando un pelín perdido, pero bueno...
El tiempo quizás te ofrecerá caricias en el Corazón...

Y sí no es así, cuando llegue el último suspiro, contarás que has vivido....

Besos...

Margot dijo...

Hola Sirenita, no sé exactamente lo que ocurre, pero el escrito me hace suponer que es mucho más que unas palabras... En mi blog, tienes a tu disposición una dirección de correo, estamos cerca, y si en algo puedo ayudarte no dudes en enviarme unas letras.

Un beso y un abrazo inmensos.

ONUBIUS dijo...

Todo lo que un día pudimos creer seguro, acaba convirtiéndose en solo un suspiro, en nada. Equivocarse también forma parte del corazón.Un abrazzzuss enorme...

el Kontra dijo...

El tiempo cura tantas cosas pero también depende de nostros permitir que lo haga. Abrazos y besos.

Femme d chocolat dijo...

El """"perdón""""" tienes que dártelo tú misma ( es una forma de hablar, en realidad no creo que haya nada que perdonarle a alguien que AMA, si el cariño es sincero. Nada puede ser más hermoso que amar, por lo tanto no hay culpa, ni castigo, ni por ende hay nada que perdonar.
Es más, es tan poco habitual ver a alguien que ame de verdad, que lo que de verdad habría que hacer es : premiar.
En estos tiempos que corren, no es facil encontrar sentimientos sinceros y honestos, así que : nada de arrepentirse; no hay nada de lo que avergonzarse o sentirse culpable )


Un beso suave y blandito, de cariño para tí.

jorge dijo...

Nadie tiene que perdonarte.

Lo que haces es sentir lo que a todos nos gustaria sentir.
Lo que nunca nos gusta es no ser correspondidos.

Para eso la solucion de Elisa me parece adecuada.

Deja que la duda te penetre ¿se merecera mi amor si no sabe valorarlo?

estela dijo...

Amar sin ser correspondido, sin esperar nada a cambio, suena bonito por fuera.

Pero por dentro ese dolor es devastador, insoportable.
¿quien perdonara haber amado tanto?
¿quien perdonara haber sufrido tanto?

Sencillamente precioso, emotivo.

Un beso.

Quizá te guste saber...

Blog Widget by LinkWithin