lunes, 12 de enero de 2009

EL SILENCIO DEL LLANTO...


 
Algún día, cuando todo pase, podré ver la espuma levantarse. Y a ti, marinero, te veré en el mar…
Cuando consiga una concha, que deshile esa cuerda que me amarra ti,
cuando los latidos de tu corazón no me lleguen a lo hondo,
cuando lo hondo, deje de ser una prolongación de mi.
 
Me falta: una concha, quedarme sorda y no sentir.


6 comentarios:

€_r_i_K dijo...

Será difícil no sentir....

No podemos ser A_sentimentales, menos aún, sintiendonos parte del Mar, aunque a veces, no estén cerca las caracolas.......

Besos......

Esteban dijo...

No sentir es practicamente imposible

Margot dijo...

No puedes culparte por sentir lo que sientes. En los sentimientos no hay quien mande, solo alguien que, a copía de coleccionar momentos, aprende a vivirlos... Todo pasará. Lo sé por experiencia.

Un beso muy grande, Sirenita.

el Kontra dijo...

Todos hemos deseado estar así, pero aunque sea dolor es siempre preferible a no sentir nada. Un beso.

jorge dijo...

joooo, si el marinero es como el de la imagen me imagino que la concha es prescindible y quedarse sorda no demasiado importante... sentir ¿¿Si que sentiras!!

estela dijo...

Desear no sentir...ya estamos sintiendo. La vida está hecha de sentimientos, aunque casi siempre sean dolorosos.

Besitos.

Quizá te guste saber...

Blog Widget by LinkWithin